Delitos en Tamaulipas continúan al alza, advierte senadora del PAN

  • La entidad ocupa el primer lugar en secuestro, desparecidos, robo de combustible, extorsión y cobro de piso.
  • Necesario un nuevo modelo para abatir la inseguridad con trabajo de prevención, inteligencia, restablecer el tejido social y rescate de espacios públicos, señala.

La senadora Sandra García Guajardo, del Grupo Parlamentario del PAN, solicitó al titular de la Secretaría de Gobernación (Segob) reporte los resultados de la estrategia de seguridad de Tamaulipas, pues a dos años de su implementación y con el envío de más elementos del Ejército, los índices delictivos siguen a la alza.

A pesar de los 900 elementos del Ejército y de 320 policías federales que arribaron a la entidad en marzo pasado, para sumarse a las labores de vigilancia y seguridad pública que se realizan desde febrero de 2014, no ha habido cambios, aun cuando la entidad se dividió cuatro zonas para un mejor control y manejo de la situación, dijo la legisladora.

A través de un punto de acuerdo, turnado a la Comisión de Defensa Nacional, recordó que esa estrategia adolecía de fallas en varios aspectos, ya que se había excluido el municipio de Nuevo Laredo, a pesar de que comunica con las principales autopistas de Estados Unidos, donde se distribuye la droga.

Señaló que la entidad ocupa el primer lugar en secuestro, es por mucho el estado en donde se presenta el mayor número de desparecidos, primer lugar en robo de combustible, primer lugar en consignación de menores por delitos de portación de armas de fuego exclusivas del Ejército, de los primeros lugares en extorsión y cobro de piso.

En Tamaulipas todos los delitos van a la alza “y no se trata de percepción o de interpretación de datos, se trata de la realidad”. También, a pesar de ser la entidad donde existe mayor presencia de las Fuerzas Armadas en tareas de seguridad ciudadana, subrayó.

García Guajardo reiteró que en Tamaulipas prevalece la violencia y la estrategia no ha dado resultados, aun con la presencia de seis mil 120 elementos del Ejército, 900 de la Secretaría de Marina, dos mil 193 de la Policía Federal, y dos mil 790 de la Policía Militar.

A decir de la legisladora, se necesita un nuevo modelo para abatir la inseguridad con trabajo de prevención, inteligencia, restablecer el tejido social, rescate de espacios públicos y el apoyo de la sociedad civil.

*Información Senado de la República-1630 del 24-04-2016*

**Foto en el Home: especial**